Descubre cómo mejorar tus relaciones con la comunicación asertiva

beneficios comunicación asertiva

Hoy te vamos a hablar de los beneficios de la comunicación asertiva es un concepto que te permite gestionar tu capacidad de comunicación de una forma más eficaz y orientada al éxito en tus metas.

Cuando hablas con alguien lo haces con una intención. A veces es de forma distendida y simplemente quieres intercambiar ideas o, incluso, pasar un buen rato. Otras veces una conversación tiene un objetivo comunicativo más definido. Expresas tus inquietudes, necesidades o deseos.

La definición de comunicación asertiva tiene múltiples beneficios porque te permite expresar tus ideas de una forma clara y libre. ¿Es lo que necesitas, no?

En cualquier caso, la asertividad, aplicada a la comunicación, es la forma de transmitir tu mensaje desde el respeto pero también dejando claras nuestras intenciones y necesidades.

Para ello, te vamos a dar una serie de consejos y técnicas de comunicación asertiva y descubras sus beneficios. Esto te permitirá comunicarte de una forma efectiva y generar confianza, valoración y respeto por parte de las personas que te escuchan.

De esta manera se generan relaciones sociales más saludables y te permite lograr tus objetivos, que muchas veces se quedan estancados porque no eres capaz de transmitirlos eficazmente.

Descubre tu comunicación asertiva para el éxito en tus relciones from Jose Esteve on Vimeo.

Sin embargo, en la sociedad actual, encontrar personas con una capacidad de comunicación asertiva no es sencillo. La asertividad es una habilidad de comunicación equilibrada, pero es más habitual que nos sintamos identificados con perfiles que, o no llegan o se pasan del nivel de comunicación asertiva. El más deseable para unas buenas relaciones sociales. Pero además, la asertividad en la comunicación es muy útil en el trabajo y en otros aspectos de tu vida que te van a sorprender.

Los beneficios de la comunicación asertiva: ¿Qué tipo de comunicador eres?

Aunque no es adecuado generalizar, si podemos establecer dos grandes perfiles comunicativos.

Por un lado están los comunicadores “pasivos”. Por otro los comunicadores “agresivos” (ojo, esto no implica violencia verbal.

El comunicador pasivo

Es menos ambicioso y suele evitar transmitir sus deseos o necesidades. De hecho, muchas veces se vuelca más en preocuparse más por los derechos o necesidades de los demás que por los suyos propios.

Le cuesta transmitir sus preocupaciones y necesidades. Y cuando lo hace emplea un tono bajo y reservado. No abusa del lenguaje no verbal y prefiere la distancia o evitar el contacto físico o visual.

En sus expresiones transmite falta de confianza. O incluso inseguridad. Se muestra dubitativo. Su capacidad de comunicación le puede generar frustración porque, en pocas ocasiones, es capaz de transmitir con contundencia sus pensamientos o ideas. Esto desemboca en baja autoestima.

El comunicador agresivo

En el polo opuesto, el comunicador “agresivo” defiende sus ideas, intereses y derechos, a veces con exageración. Esto puede generar sensación de egoísmo o de falta de consideración en los demás. Y si tiene en cuenta la opinión o necesidades de los demás, es incapaz de generar esa sensación. Las características de este perfil de comunicador incluyen un tono alto y una capacidad expresiva poco flexible. Suele ser un estilo “agresivo”, como su propio nombre indica. Incluso puede generar sensación de desafío.

Razones para la falta de comunicación asertiva

La falta de asertividad en los procesos comunicativos pueden tener

diversas motivaciones. Seguramente te sientas identificado con algunas de ellas.

1. En primer lugar está el condicionante social.

No estamos educados en habilidades comunicativas. No nos enseñan a seer asertivos. Ni en la escuela, ni en los medios de comunicación, ni en nuestro entorno familiar o social. Más bien todo lo contrario. Nuestras habilidades sociales se basan en pautas aprendidas y patrones sociales de conducta que observamos y reproducimos.

Estamos educados en la enseñanza basada en el éxito o fracaso-castigo. Tratar de ser comprensivo o expresar nuestras emociones y necesidades está censurado o reprimido. La honestidad y la expresión de sentimientos y necesidades se enfoca como síntoma de debilidad.

Expresar nuestras emociones y temores está limitado por el refuerzo del ego y de una imagen de fortaleza ficticia. La necesidad de imponer nuestro criterio, sin escuchar a los demás se muestra como síntoma de fortaleza. Incluso se vincula a la capacidad de éxito.

2. También influye la percepción de uno mismo.

beneficios comunicación asertivaDe sus valores y creencias. Estos se forjan en las experiencias vitales. Especialmente aquellas que suceden en la niñez. Si en nuestra vida hemos sufrido sometimiento y sumisión, tenderemos a desarrollar actitudes pasivas de comunicación. Nos costará más expresar nuestras necesidades y deseos. Esto desemboca en frustración, desanimo, falta de confianza. En ultima instancia genera, ansiedad, estrés y depresión.

De hecho, esto genera un círculo vicioso en el que esos estados de frustración y desanimo impiden sentir la fuerza o valentía para expresar eso mismo que necesita para sentir seguridad o confianza. Esos traumas y bloqueos potencian esa incapacidad de tener una comunicación asertiva..

3. Como último factor para la falta de asertividad para comunicar está la ausencia de habilidades sociales.

Se refiere a personas que carecen de esquema mental racional de comunicación social. Está originado en problemas y carencias afectivas basadas en creencias que se desarrollan desde nuestra infancia.

Consejos para desarrollar una comunicación asertivas

A continuación, vamos a darte una serie de técnicas de comunicación asertiva . De esta manera conocerás las pautas para potenciar tus habilidades comunicativas y orientarlas hacia la asertividad en tu comunicación.

1. Los beneficios de saber decir NO

Una de los elementos que definen a una persona con una comunicación asertiva en su eficacia para decir NO. Y además justificar su respuesta sin violentar o incomodar a la otra persona. Es más, haciendo que entienda nuestra negativa.

Decir no no significa negarse rotundamente a las ideas o propuestas de los demás. La persona asertiva es consciente que la comunicación no es una competición, sino un medio para llegar a un entendimiento o acuerdo.

Pero esto no significa que esa persona asertiva defienda su postura y sus derechos de una forma respetuosa, comprensiva y justificada.

2. Una comunicación segura y fluida.

La persona con habilidad de comunicación asertiva mantiene un tono seguro, confiado y fluido. Sabe hacer uso del lenguaje no verbal de una forma coherente y recurre a un contacto visual cooperativo (y no intimidatorio).

Muestra una escucha activa, respetuosa y conciliadora. Parafrasea y asiente ante las ideas de los demás. Pero no tiene inconveniente en rebatir los argumentos del otro de una forma justificada y sin “agredir” al otro. Cuando dice que no, lo hace de una forma motivada y razonada.

La persona asertiva muestra respeto, pero también seguridad y una gestión de sus emociones equilibradas: no se altera, alza la voz o recurre a la descalificación.

Cómo ser más asertivos y beneficiarse de ello

Lo bueno de todo esto es que podemos trabajar nuestra capacidad para ser más asertivos y trabajar diversas técnicas de comunicación asertiva. Podemos trabajar sobre nuestras creencias y reconocer que nuestra opinión e ideas no tienen porque ser compartidas por los demás. Y viceversa. Para mostrar respeto podemos adoptar una serie de pautas comunicativas tales como…

beneficios comunicación asertivaa) Empezar nuestras frases con construcciones como: “Yo pienso, Me gustaría, Opino que…”. De esta manera transmitimos que es algo personal y que no, necesariamente, exigimos que el otro lo comparta.

b) No generalizar. Si alguien hace una acción que nos molesta, por ejemplo, llegar tarde debemos evitar decir “Siempre llegas tarde…”. Entre otras cosas porque “siempre” implica el 100% de las veces. Y seguramente no fuese así. Y así fuese sería mejor tratar de eximir su responsabilidad o culparle y decir, con respeto, algo como: “Que llegues tarde me hace sentir incómodo o molesto”. De esa forma generamos empatia en la otra persona y quizá trate de ser más puntual la próxima vez.

Los beneficios de la comunicación asertiva

Como intuyes, ser una persona asertiva y comunicarnos de esta manera genera beneficios para las relaciones con los demás y con nosotros mismos. Por eso, la comunicación efectiva y asertiva cuenta con diversos cursos y técnicas que podemos llevar a cabo. Por ejemplo…

1. Mediante la asertividad evitamos los conflictos y malos entendidos. Nuestra comunicación es más efectiva y potencia las buenas relaciones sociales y los propósitos colectivos.

2. Esta buena sintonía potencia las buenas relaciones y esto nos hace sentir mejor. De esta manera aumenta nuestro bienestar y tener una vida más equilibrada y gratificante.

3. Si somos asertivos desarrollamos la capacidad de tener el control sobre nuestra vida y nuestro entorno social, familiar o profesional.

4. Pero es mismo control nos da calma y confianza. Se potencia nuestra autoestima y nuestra capacidad de controlar y gestionar nuestras emociones.

5. Y por supuesto, mejorar nuestras relaciones con los demás, ya sea a un nivel íntimo o social y profesional. De esta manera podemos solucionar conflictos y prevenir malos entendidos. La comunicación pasa a ser una herramienta de cooperación y no de imposición.

En definitiva…

Desarrollar la capacidad de tener una comunicación asertiva nos permite aumentar nuestro respeto hacia los demás y hacia nosotros mismos. Aumenta nuestra confianza y seguridad. Permite que seamos capaces de comunicar nuestros pensamientos y emociones. Y facilita que los demás quieran escucharnos.

Del mismo modo, la asertividad nos enseña a decir “no” y evitar frustraciones o sentimientos de culpabilidad. Así, crecemos como personas. Nos valoramos más a notros mismos y aumenta nuestra confianza y seguridad. Eso lo transmitimos y lo perciben los demás. Es uno de los pasos fundamentales para crecer como personas en un mundo alejado del conflicto y el mal rollo.

Y tu, ¿crees que eres una persona asertiva? ?Manejas la comunicación asertiva o te gustaría empezar a hacerlo? Cuéntanos alguna experiencia o impresión al respecto…

Si te ha gustado, si crees que puede ser útil para más gente, por favor comparte!!




Autor de Plantarte- Periodista y coach en habilidades comunicativas. Formación en Psicología de la Comunicación y PNL. Dime que necesitas y luego averiguamos cómo gritarlo al mundo,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡ESPERA! NO TE VAYAS...
Llevate GRATIS esta GUÍA para desarrollar tus habilidades comunicativas...

!Las claves para potenciar tu capacidad expresiva!
Un manual con reflexiones y  consejos para alcanzar tus metas

Unete a Plantarte y empieza a disfrutar esta guía hoy
SI, LA QUIERO
habilidades comunicativas