Cinco zumos vitales para tus órganos: el hígado

Cinco zumos vitales para tus órganos: el hígado

Después de las vacaciones quien más quien menos habremos cometido más de un exceso. Y en estos casos somos conscientes aunque no queramos pensarlo demasiado que nuestros organos son los máximos perjudicados. Que si comilonas, que si alcohol, vamos que una vocecilla interior nos dice “basta ya”. En estos casos, uno de los organos que más maltrecho acaba es nuestro higado, precisamente uno de los más vitales para cualquier proceso vital (valga la redundancia).

Por ejemplo, este órgano es el encargado de nuestra desintoxicación y de regular nuestro metabolismo. El hígado es el encargado de purificar la sangre, además de sintetizar las proteínas o de absorber y almacenar vitaminas. No diremos que no es importante, vaya. Pero como decíamos, los hábitos y consumos diarios merman su capacidad para desempeñar todas estas tareas. Y en esos casos pueden acarrear problemas de salud y afecciones graves. Es por ello que PLANTARTE te propone una serie de bebidas naturales para limpiar y desintoxicar nuestros maltrechos hígados antes que sea demasiado tarde.

Zumo de manzana

Como la manzana es muy rica en fibra y contiene ácido málico, esta fruta por excelencia permite que los cálculos intrabiliares se reblandezcan y no dañen mucho nuestro hígado. Este zumo es perfecto para depurar nuestro hígado naturalmente y prevenir infecciones hepáticas.

Fresh apples and a glass of apple juice

Necesitaremos: medio kilo de manzanas, medio limón, panela o estevia (como edulcorantes del mismo) y agua.

Una vez tengas listos y limpios los ingredientes, corta las manzanas y mantén su piel; ponlas en la licuadora, añádele el zumo del medio limón y dos vasos de agua (mineral a poder ser). Licualo todo y consumelo a continuación.

Si quieres que su efecto sea el más beneficioso, durante los días que bebas este jugo evita los lacteos, proteinas y fritos pues es incoherente. Lo ideal es que prolongues sus tomas durante una semana y, preferiblemente en ayunas.

Zumo de toronjas

El zumo que te presentamos a continuación no solo limpia el el hígado sino que también zumo higado 3ayuda a la desintoxicación general del organismo y refuerza nuestro sistema linfático. Puedes consumirlo a diario, durante el tiempo que quieras.

Necesitaremos dos toronjas grandes, dos dientes de ajo, una ráiz de jenguibre, cuatro limones, una cucharada de acidofilus, 300 mililitros de agua destilada y dos cucharadas de aceite de oliva (de presión a ser posible).

Con todo ello haremos lo siguiente: exprimir los limones y las taronjas. Por otro lado rallar un buen trozo de jengibre y triturar el ajo para obtener su jugo. Añadiremos todo esto más el resto de ingredientes antes citados y licuaremos hasta obtener un zumo perfectamente licuado. Lo ideal es tomarlo antes de ir a dormir.

Zumo de arándanos rojos

Otros de los grandes protagonistas en la limpieza hepática son los arándanos rojos dada sus múltiples propiedades depurativas para desintoxicar nuestro hígado. Además, contienen una gran variedad de vitaminas y minerales esenciales y previenen por ello de muchas enfermedades.zumo higado 4

Necesitaremos dos manzanas rojas, una pera verde, un tallo de apio, un pepino pequeño y, por supuesto, media taza de arándanos rojos. Todo productos frescos, por favor. Con estos ingredentes procederemos así: juntaremos todos los ingredientes en la licuadora sin quitarles la piel y licuaremos concienzudamente. A continbuación lo bebemos. Resultará ideal repetir la operación, al menos, cinco días consecutivos.

Jugo de zanahorias

¿Qué decir de la zanahoria que no sepas? Sobre todo que es buena para la vista. ¿Y para muchas cosas más!! Cómo no va a serlo: contiene vitaminas A, B y C, minerales, calcio, fósforo y potasio. Es sumamente depurativa y proteje al hígado de muchas infecciones. Nos ayuda a desintoxicarnos como el mejor de los vegetales.

Necesitaremos medio pepino, una rama de apio y cuatro zanahorias. Todos estos ingredientes serán bien lavados y cortados en trozos pequeños. Los licuaremos hasta conseguir un zumo homogéneo. Beber a continuación y repetir en ayunas por una semana.

Zumo de remolacha

zumo higado 5Está constatado que la remolacha tiene propiedades anticancerígenas, pero también que es un potente desintoxicantes. Todo ello le viene dado por sus elevados niveles de un poderoso antioxidante: la betaina, que regula nuestra digestión y previene de enfermedades como el cáncer de higado. Además, por su contenido en fibra nos ayudan en la absorción de metales pesados y otros elementos tóxicos.

Necesitaremos dos remolachas, medio limón, edulcorante (bien panela, bien estevia) y un vaso de agua. Con todo ello, licuaremos las dos remolachas en la licuadora y procederemos a licuar despacio. Añadiremos el zumo del medio limón y el vaso de agua. Luego dos cucharadas de panela o una hojitas limpias de estevia. Consumir acto seguido. Y hacerlo durante, al menos, siete días.

El consumo de estos zumos depurativos debería ser vital en nuestra alimentación. Estos zumos combinan nutrientes, antioxidantes y principios activos que permitirán la eliminación de toxinas. Entre sus beneficios podemos citar:

  • Limpian el organismo de forma natural
  • Eliminan las toxinas acumuladas
  • Permiten la evacuación de líquidos retenidos
  • Favorecen el buen funcionamiento de intestinos e hígado
  • Regulan el tránsito intestinal gracias a su aporte de fibra contenido en las frutas y verduras
  • Potencian nuestro sistema inmunológico
  • Son ricos en antioxidantes
  • Son fuente de vitaminas y minerales
  • Favorecen los procesos digestivos

En cualquier caso, si quereis cuidar vuestro higado y no os hace especial ilusión algunas de las recetas aportadas anteriormente, aquí os dejamos una gran variedad de posibilidades de sabores e ingredientes que cumplirán funciones similares y os dejamos un enlace donde descubrir maravillosos y sanísimos zumos: jugos ebook1

  1. Manzana, remolacha y apio

  2. Zanahoria, remolacha y manzana

  3. Manzana, zanahoria y apio

  4. Zanahoria, remolacha y apio

  5. Apio y manzana verde.

  6. Apio, pepino, manzana y espinacas

  7. Naranja, piña y zanahoria.

  8. Piña, pepino y espinacas.

  9. Apio, peras y acelga

  10. Pepino, manzana y espinacas

  11. Pepino, manzana, apio, jengibre y perejil.

  12. Piña, pepino, zanahoria y menta.

  13. Apio, naranja, piña y perejil

Esperemos que con cualquiera de ellas podais darle un poquito de cuidado a vuestro higado y además, muchas de ellas son sabrosisimas. Eso si, no os vayais luego de barbacoa porque mucho sentido no tendría. Y por cierto, si os resulto interesante, compartirme en redes sociales como facebook o twiteer.




Autor de Plantarte- Periodista y coach en habilidades comunicativas. Formación en Psicología de la Comunicación y PNL. Dime que necesitas y luego averiguamos cómo gritarlo al mundo,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡ESPERA! NO TE VAYAS...
Llevate GRATIS esta GUÍA para desarrollar tus habilidades comunicativas...

!Las claves para potenciar tu capacidad expresiva!
Un manual con reflexiones y  consejos para alcanzar tus metas

Unete a Plantarte y empieza a disfrutar esta guía hoy
SI, LA QUIERO
habilidades comunicativas