Educación para la comunicación: la necesidad de la asignatura olvidada

educación para la comunicación

La educación para la comunicación es algo olvidado. El sistema educativo no nos forma en habilidades comunicativas. Es una de las grandes carencias de nuestra sociedad. En general, en la escuela no nos educan en inteligencia emocional y en todas sus potencialidades. Y una de las mayores repercusiones es que la educación para la comunicación se considera algo secundario, algo que se supone que aprendemos en la carrera de la vida, Y ahí está el origen de muchos conflictos y relaciones perjudiciales.

Cuando empezamos en la escuela tenemos un montón de materias que estudiar. Nos educan en matemáticas, ciencias naturales, geografía, lenguaje e incluso idiomas. Y nos enseñan cómo descomponer una frase es unidades más pequeñas. O nos explican que es el sujeto, verbo y predicado.

Pero no nos enseñan desde la comunicación emocional. Es decir, el lenguaje se aprende como una herramienta de intercambio de información. Pero no como una herramienta de intercambio de emociones y comprensión…

Educación para la comunicación: la asignatura olvidada

La educación para la comunicación se concibe como una serie de reglas y convenciones en las que sabemos que es un sintagma nominal, un adverbio o debemos cantar las preposiciones. Pero nadie nos enseña a adecuar nuestro tono de voz, nuestro lenguaje corporal o nuestra expresión a las necesidades de una comunicación efectiva y respetuosa.

educación para la comunicaciónPuedes pensar que la educación en comunicación es algo que se aprende fuera de la escuela, en el entorno familiar o social. Pero, ¿de verdad creemos que estamos preparados para educar a nuestros hijos en estas habilidades comunicativas viendo nuestro contexto?

Vivimos en una sociedad en la que se originan conflictos y peleas en una cola de supermercado, en un atasco de 

tráfico o en un partido de fútbol. Hay malos entendidos y falta de comunicación entre familias, parejas, padres e hijos, amigos… ¿Crees que, en general, la sociedad está preparada para una educación en comunicación desde el núcleo familiar o el entorno social?

Y luego están los medios de comunicación. La otra gran fuente de inspiración. El paradigma de una educación para la comunicación. Con esos debates tan constructivos. Con ese respeto existente en la comunicación entre personas que son líderes políticos, artístico o deportivos.

No. Los medios son un ejemplo de lenguaje sexista, irrespetuoso y alejado de una comunicación asertiva. Los medios de comunicación son la antitésis de una educación para la comunicación empática y emocional.

Educar para comunicar… todo es empezar…

educación para la comunicaciónPues bien, de este tema (y alguno más) hemos querido hablar un rato con una mujer que sabe de esto bastante. Nos referimos a Mel Elices, de melelices.com, Educadora Digital. Ella misma se define como bloguera educativa. También es Especialista en educación emocional, disciplina positiva, educación digital y coaching educativo. Así que nadie mejor que ella para conocer su opinión respecto a la educación para la comunicación….

Hola Mel. Un placer tenerte en plantarte.net

Uno de los pilares de tus servicios es el mundo educativo. En general, soy bastante crítico con el sistema educativo tradicional. ¿Crees que la escuela a la que acuden la mayoría de los niños es limitadora de la potencialidad de las niñas y los niños?

¡Hola! Tengo que decir que muchas escuelas se centran en un sistema educativo tradicional, desastroso y que para mí nunca ha funcionado. En bastantes ocasiones, las escuelas tradicionales se rigen por lo académico: exámenes, calificaciones, exceso de deberes… Y dejan muy olvidado el lado emocional, creativo e imaginativo de los estudiantes. Eso es una lástima.

Afortunadamente, también hay muchas escuelas, educadores, maestros y profesores a los que sí les importa el talento y sacar la mejor versión de los niños y jóvenes. Hay docentes que miran mucho más allá del contexto académico. Maestros que escuchan e intentan comprender a los alumnos, que llevan el sentido del humor a las aulas (que para mí es muy importante) y sobre todo que animan a pensar, reflexionar y experimentar.

Alternativas a la educación para la comunicación

Frente a este sistema clásico educativo, emergen algunas propuestas que, sin ser nuevas, parece que empiezan a tener cierto reconocimiento. Nos referimos a Montessori, Waldorf, etc… ¿Qué opinión tienes de estos modelos?

Pienso que las dos corrientes tienen cosas positivas y negativas. Montessori y Waldorf intentan respetar el ritmo de los niños, fomentan la creatividad y se alejan completamente de los deberes, calificaciones y una educación estática. Eso, está genial. Pero para mí, son demasiado elitistas y hay muchísima competición entre los estudiantes. Y eso para mí, ya no es tan bueno.

Los centros Montessori y Waldorf suelen ser bastante caros y no todas las familias pueden acceder a ellos. Pero no solo tenemos esas opciones. También podemos hablar de bosqueescuelas, escuelas libres… Si hay padres que están interesados en las pedagogías alternativas, les recomiendo que inviertan un poquito de tiempo en buscar en Internet porque hay muchísima información que les vendrá genial y les ayudará a elegir.

Pero, en definitiva, la educación tradicional genera ciertas carencias emocionales y limitaciones en nuestro desarrollo pleno cuando ya somos adultos… Esto se manifiesta en falta de confianza, baja autoestima, etc… ¿Crees que hay una correlación directa entre nuestra formación cuando somos niños y en nuestras creencias cuando somos adultos?

educación para la comunicaciónHay bastante gente que piensa que toda la educación que reciben los niños y jóvenes tiene que venir de la escuela, colegio, instituto o universidad. Yo creo que la educación debería empezar en casa. Es cierto, que los centros educativos tendrían que apoyar mucho más, pero, la base está en los hogares. Está claro que la educación tradicional deja muy apartado el lado emocional.

Es muy triste ver a estudiantes de educación secundaria y bachillerato desmotivados, desilusionados y sin ganas de aprender. Los profesores deberían centrarse en el futuro próximo. No termino de comprender como un alumno de bachillerato no sabe hacer un currículum o no conoce algunas técnicas de comunicación para presentarse a una entrevista. O los tipos de contrato que existen para que las posibles empresas en las que trabaje no se aproveche de él.

Para muchos estudiantes, ir a clase no les supone nunca un reto o un desafío cuando debería ser lo contrario. Pero, como te contaba antes, el centro educativo no es el único escenario de aprendizaje.

La baja autoestima y la falta de confianza se genera en bastantes ocasiones cuando no nos sentimos realizados. Te pongo un ejemplo: ¿por qué la mayoría de estudiantes se ponen nerviosos cuando tienen un examen? Porque no confían en que el aprendizaje sea auténtico. Ellos son conscientes de que han estudiado de memoria y que la memoria puede fallar. Y la sensación de fallar y suspender produce baja autoestima.

Piensa que, si los métodos de evaluación fuesen totalmente diferentes, si se enseñara de forma distinta, si se diera importancia al aprendizaje auténtico y no a “tengo que dar todo el contenido y no me va a dar tiempo”. Y los padres tuvieran en cuenta la educación emocional en casa y fomentaran el descubrimiento y la reflexión, los estudiantes e hijos no tendrían esas carencias. Por lo tanto, siendo adultos confiarían en sí mismos y en su potencial y tendrían una autoestima sana y equilibrada.

Carencias en la educación para la comunicación emocional

Además, ¿crees que existe alguna razón para que el sistema imperante educativo no fomente herramientas como la inteligencia emocional o las habilidades comunicativas?

Eso me lo pregunto yo todos los días, Jose. ¿Por qué el sistema educativo se empaña tanto en dejar apartado el lado emocional y las habilidades sociales? Desgraciadamente, no tengo una respuesta clara. Creo que, desde siempre, la sociedad ha valorado muchísimo más los sobresalientes y las titulaciones que la expresión de las emociones y las habilidades sociales.

En ningún momento, se ha llegado a un equilibrio. Los estudiantes que suspenden asignaturas en el instituto o en la universidad se les llama malos estudiantes y los que sacan nueves y dices son los que destacan. En realidad, que saques un nueve o un diez no te hace ser mejor persona, tener más empatía o más tolerante. La educación emocional, sin embargo, sí.

¿Pero qué es lo que le interesa más a la mayoría de centros educativos? El prestigio académico. Y el prestigio académico se consigue con estudiantes de sobresalientes. Por lo tanto, invierten casi todos sus esfuerzos en los temarios, exámenes, deberes, ejercicios y calificaciones. ¿Cómo aprendan los alumnos? Eso no es importante. Lo más relevante es premiar a todos aquellos que lleguen al diez y proclamar que el centro es de “excelencia académica”.

Hablando de habilidades sociales y comunicación… En Plantarte es un tema básico la gestión de nuestras habilidades comunicativas para nuestro desarrollo personal y equilibrio mental…. ¿Cómo percibes que maneja, en general, la población sus recursos comunicativos a la hora de gestionar sus emociones y sus relaciones?

Desde mi perspectiva, creo que todavía falta mucho aprendizaje emocional auténtico. Es cierto que cada vez más personas se están empapando de recursos emociones: libros, artículos, cursos… pero creo que no todo lo que se lee se pone en práctica.

Quiero decir, es genial que se lea libros sobre inteligencia emocional, gestión de las emociones, comunicación y habilidades sociales, pero, lo más importante no es la teoría. También está la práctica. Por ejemplo, tengo una conocida que ha hecho montones de cursos de este ámbito, pero luego, no es capaz de comunicarse de forma empática, tolerante y sensible. Entonces, ¿de qué sirve todo lo que haya estudiado en los cursos?

Todo aprendizaje y formación hay que asimilarlo, comprenderlo, reflexionarlo y cuestionarlo. Creo que de esa manera se llegará al aprendizaje emocional auténtico y que entonces se podrá poner en práctica correctamente toda la teoría.

Educar para comunicar con las nuevas tecnologías

También es cierto que el nuevo paradigma digital ha cambiado nuestra forma de comunicarnos… ¿Cuál es tu impresión de esa nueva forma de gestionar nuestras relaciones desde la red, desde las RRSS e internet, en general?

Sinceramente, no creo que las redes sociales ni internet en general sean un problema para la comunicación afectiva. El problema lo tienen algunas personas. Me explico. Internet, las aplicaciones de mensajería y las redes sociales son una manera genial de hablar con los seres queridos que tenemos lejos y con los que no podemos quedar para tomar algo el mismo día.

Son herramientas maravillosas para no perder el contacto. Para decir “eh, que, aunque esté súper lejos sigo estando aquí”. El problema viene cuando, por ejemplo, unos amigos empiezan a contarse sus problemas por Facebook, Twitter o WhatsApp viviendo en la misma ciudad en vez de quedar y pasar la tarde juntos.

El problema viene cuando se dice “te voy a pasar esta noticia por correo” y se tiene a la otra persona a varios metros de distancia y pudiendo hablar de la noticia sin un correo de por medio. Me da mucha pena ver a un grupo de amigos (adolescentes y no tan adolescentes) sentados en un banco con el móvil en mano y sin dirigirse la palabra ni la mirada.

La inteligencia emocional en el nuevo paradigma laboral

Algo en lo que también focalizas en tu proyecto es en el emprendimiento, blogging y demás… Parece que hay una nueva forma de comunicarnos, de expresarnos dando valor y conocimiento y viviendo de ello. ¿Crees que esta nueva forma de generar un “negocio” desde nuestras habilidades es un nuevo estilo o forma de vida que rompe el modelo clásico laboral?

educación para la comunicaciónCreo que todas las empresas deberían tener en cuenta las habilidades y talento de las personas. Desgraciadamente, no es así. Mucha gente se encuentra en un trabajo rutinario, triste, frío y que no le genera entusiasmo. Algunas de esas personas deciden que quieren dar un cambio a su vida e invierten en su emprendimiento y en crear un negocio suyo desde cero con el que sentirse motivado y emocionado.

A través de un blog o de una página web puedes ayudar a muchísima gente. Puedes empezar escribiendo de los temas sobre los que tengas conocimiento y experiencia y desde ahí, te pueden salir muchísimas oportunidades laborales totalmente inesperadas y sorprendentes. Además, cuando escoges el camino del emprendimiento (ya sea para escribir un blog o crear un negocio online) conoces a gente maravillosa. Y eso ayuda.

Para mí, el mejor modelo laboral posible es en el que se tenga oportunidades para desarrollarse tanto personal, emocional, académica y profesionalmente. Si hay personas que son felices trabajando para una empresa, genial. Pero si no es así y se cuenta con los medios necesarios (emprender no es nada barato), el conocimiento y las ganas de hacer algo diferente, soy la primera que anima a la gente a lanzarse.

En este nuevo paradigma de emprendimiento y reinvención personal, en muchas ocasiones, se describe este camino desde un optimismo espiritual muy acentuado… Pero los que estamos en este mundillo sabemos la realidad… ¿Qué ventajas y desventajas crees que aporta esta corriente positivista para un emprendedor digital?

Creo que hay gente que confunde el concepto de positivismo y se crean expectativas equivocadas acerca del emprendimiento digital. Hay gente que piensa que emprender es algo sencillo y mágico. Que en el mismo día de crearte el blog o el negocio online se van a generar un montón de ingresos sin apenas hacer nada.

Es por ese pensamiento de “emprender es lo más fácil, cómodo y eficaz que hay” por lo que muchas personas se agobian, se estresan, se desesperan, se decepcionan e incluso abandonan. Para mí, ser positivo significa saber resolver conflictos, superar obstáculos y baches, conocer herramientas para la gestión del estrés y tener la ilusión y el entusiasmo de aprender realmente todo lo que es el emprendimiento y lo que conlleva ser emprendedor. Creo que ese positivismo sí que ayudaría a los emprendedores.

Una última reflexión… ¿crees que la sociedad en general está cambiando su percepción de los servicios y recursos online para su crecimiento y su aprendizaje personal?

¡Totalmente sí! Ni te imaginas cuántas personas se apuntan a talleres, cursos, conferencias y formación online. En el ámbito educativo son muchos los educadores, maestros y profesores los que prefieren matricularse en una segunda carrera de manera online que de forma presencial. Como te decía al principio, el aprendizaje y conocimiento no solo están en los centros educativos físicos. ¡Hay un montón de oportunidades!

Muchas gracias Mel por todas estás interesantes y enriquecedoras reflexiones. Un placer y hasta pronto! Te seguimos en melelices.com.

Ahora que ya te hemos dado nuestro punto de vista de las carencias, o no, en el sistema educativo, y en la sociedad en general, para la educación para la comunicación… ¿Tu que piensas? ¿Crees que la educación fomenta las habilidades comunicativas empáticas? ¿Crees que hay una educación para la comunicación efectiva?




Autor de Plantarte- Periodista y coach en habilidades comunicativas. Formación en Psicología de la Comunicación y PNL. Dime que necesitas y luego averiguamos cómo gritarlo al mundo,

Comments

  1. Hola Jose,

    Estoy de acuerdo con el punto de vista que aportais tanto Mel como tú. Ya que lamentablemente nuestro sistema educativo se olvida de potenciar nuestra IE (inteligencia emocional), concepto que adelantó Daniel Goleman y que sirve como un potente indicador del nivel de satisfacción y éxito tanto en la vida como en el trabajo.Considero que tenemos un gran vacío a este respecto desde la educación que recibimos desde nuestras instituciones, ya que se fomentan otro tipo de inteligencias como la logico-matemática y otras más “académicas”. Cuando lo más importante al llegar a adultos es encontrar nuestro sitio sintiéndonos felices con nosotros mismos y comunicandonos afectivamente con los demás, siendo asertivos y empaticos y entendiendo mejor las diversas formas de pensar de las personas con las que nos relacionamos día a día, tanto personal como laboralmente. Pero ya que somos conscientes de esta carencia, podemos emprender el camino de mejora desde nuestras humildes aportaciones.

    • Jose Vicente Esteve Lopez : julio 24, 2018 at 2:29 pm

      Una visión muy optimista y deseable Gema! En realidad, es casi un manifiesto de intenciones de lo que debería ser pero no sucede. Aunque, ¿sabes? La buena noticia es que más gente es consciente de ello… Y existe un vínculo global… Así que tenemos que conseguir que cada vez más gente identifique estos valores y los ponga en práctica… Ya sabemos que la mejor manera de que algo pase no es proponerlo, es actuar… Y me lo digo a mi mismo, el primero.
      Un fuerte abrazo y gracias, nuevamente, por tu aportación. Es un placer tenerte por aquí…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡ESPERA! NO TE VAYAS...
Llevate GRATIS esta GUÍA para desarrollar tus habilidades comunicativas...

!Las claves para potenciar tu capacidad expresiva!
Un manual con reflexiones y  consejos para alcanzar tus metas

Unete a Plantarte y empieza a disfrutar esta guía hoy
SI, LA QUIERO
habilidades comunicativas