Dulce suicidio o dulce revolución: las propiedades de la estevia

Dulce suicidio o dulce revolución: las propiedades de la estevia

La estevia llegó a mi conocimiento hace ya unos cuantos años. Una plaza cualquiera, una tarde cualquiera, un grupo de compañeros y yo. No recuerdo por qué razón, uno de ellos me comenta acerca de una planta. Hoy vamos a conocer las propiedades de la estevia.

Me cuenta que se trata de un potente edulcorante natural. De hecho me invita a conocer la planta. Una vez frente a ella no percibo nada especial: se trata de un simple arbusto herbáceo, de no más allá de 40 centímetros, aunque en su familia suelen desarrollarse hasta casi el metro. Posteriormente averiguaría que es de hoja perenne y que su familia es de los crisantemos, de los crisantemos de toda la vida.

azucar-blanca-estevia

Voy más allá, me arriesgo y pruebo una de sus hojas, invitado a hacerlo por una de estas compañeras. Me da la punta de una de sus hojas perennes y, debo confesar, con cierta duda me la meto en la boca. Empiezo a saborearla.

Su textura rugosa en mi paladar no es desagradable del todo, de hecho me evoca un sabor conocido…pero no se cual. Sin embargo, lo que más me embriaga es su sabor dulce, sin ser empalagoso, agradable. El dulzor exacto para despertar este sentido. Pienso que no es como cuando te pasas con el azucarillo en el café ni cuando te quedas corto. Luego descubriría que la estevia es una planta biológicamente inteligente: nos aporta aquello que necesitamos en su más correcta proporción. Sin embargo, aquella tarde pasó y nuestros caminos se separaron.

Volverían a unirse casi 5 años después y montones y montones de azúcar blanca por mis venas.

La Dulce Revolución: propiedades de la estevia

Fue por motivos laborales que residí en Tarragona cuando gracias a mi pareja escuche hablar de La Dulce Revolución, un proyecto nacido en Balaguer (Lleida) y que solo por el nombre ya me llamó poderosamente la atención.

Este proyecto lo encabeza a un agricultor/botánico llamado Josep Pamies quien ha sido uno de los grandes impulsores de popularizar esta planta, en Cataluña primero, y España después. De hecho, la Dulce Revolución es el nombre en homenaje a la estevia por sus propiedades edulcorantes, pero lo de revolución es donde se haya el quid de la cuestión.

Antes de seguir leyendo, tenemos que hacer una reflexión profunda: el azúcar es fatal para nuestra salud.

Después de constatar esta sentencia debemos indicar que al comentarlo con diversas personas algunas ya dicen saberlo, otras se alarman… pero es algo tan arraigado que incluso aquellos que lo sabemos la consumimos. Directa o indirectamente. El azúcar se halla presente no solo en el propio azúcar blanco o moreno. Esta en la bollería, en las salsas, en infinidad de platos pre cocinados. Si abren sus despensas se sorprenderían de la cantidad de productos que la contienen.

Conocer las propiedades de la estevia…

Conforme iba conociendo esta realidad mas recordaba a la estevia. Debo reconocer que ya casi no recordaba su sabor. Pero lo que si recuerdo es que fue agradable. Así que empecé a leer, a informarme e incluso a asistir a ferias y congresos sobre alimentación saludable. El azúcar tiene su origen en la remolacha o en la caña de azúcar. Una vez obtenida de estos vegetales es procesada para sacarle el mayor rendimiento económico posible y, curiosamente, blanqueada para ofrecer un aspecto mucho más atractivo que su originario color cuasi negro.

El azúcar es simplemente un edulcorante pleno en hidratos de carbono y carbo hidratos que aportan calorías a nuestro organismo que, además solo aportan calorías vacías de nutrientes tales como las vitaminas, las proteínas, fibra o minerales. El consumo de azúcar engorda pero muchísimo peor es que fuerza a nuestro organismo a depurar nuestros niveles en sangre y para ello nos “exige” la liberación extra de insulina para equilibrar estos niveles tan elevados. Los efectos de esto son nefastos. Para mas frustración descubrí que la industria de refinado y blanqueado del azúcar hace uso de ácido sulfúrico, dejando residuos de sulfitos y bisulfitos en un producto tan cotidiano para gran parte de la población mundial.

Los peligros del azúcar

El azúcar es una sustancia altamente adictiva. Se trata de uno de los peores enemigos de nuestro organismo: tras un consumo habitual de azúcar nuestro sistema inmune se resiente y debilita durante un periodo aproximado de seis horas y nos expone a ataques de todo tipo de patógenos, bacterias y virus. Todos ellos desencadenantes de enfermedades crónicas que cuentan por cientos de miles los fallecimientos, especialmente en la sociedad occidental: diabetes, hipertensión, obesidad, alzheimer o cáncer.

A medida que leía, investigaba y descubría más necesitaba saber sobre las propiedades de la estevia. Y vaya si me sorprendió lo que averigüé de ella: a sus propiedades edulcorantes se añaden otras mucho más sanas y respetuosa con nuestro organismo. La estevia ha sido descubierta como una fuente de salud para dolencias como la diabetes o la hipertensión. También “regula los niveles de glucosa en la sangre, regula el aparato digestivo en general, actúa favorablemente en las personas con ansiedad, reduce la grasa en las personas obesas, es diurética, reduce el colesterol, ayuda a quemar los triglicéridos (…)”, tal como explica el reconocido botánico catalán Josep Pamies en su obra “Una dulce revolución”.

stevia9_1

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Las propiedades de la estevia

Sin embargo los obstáculos por popularizar e instaurar los beneficios de la estevia como planta terapéutica son múltiples ¿Qué supondría para la industria farmacéutica que una enfermedad como la diabetes, que sufren 346 millones de personas en el mundo, pudiese ser paliada introduciendo en la dieta de estos enfermos crónicos una planta como la estevia? Por no hablar de las perdidas que otras grandes industrias como las azucareras o edulcorantes podrían tener. Ese monopolio les permite seguir dañando la salud de los ciudadanos con un único fin: seguir enriqueciéndose.

Endulzar tu vida de forma sana

El propio Josep Pamies, conocedor de esta verdad incomoda para muchos estamentos afirma que los efectos beneficiosos y las propiedades estevia han sido comprobados de primera mano por el proyecto “Dulce revolución de las plantas medicinales”. Y reconocidos por miles de personas que han acudido a sus servicios, por otro lado desinteresados. Estos pacientes afirman haber experimentado una mejora considerable en sus dolencias. Sin embargo, esto no ha gustado a las autoridades médicas ni nacionales ni internacionales y su venta como tratamiento terapéutico está prohibida. Incluso responsables de asociaciones de enfermos diabéticos, tal como explica Pamies, han reconocido que consumen estevia. Pero nunca lo dirán públicamente puesto que las subvenciones de la administración y de las propias farmacéutica podrían ser cortadas. Nos guste o no, existe una censura médica.

Quizá debiésemos ir más allá y recordar que ingerimos pastillas y medicinas que nos receta el médico, sin tan siquiera leer el prospecto. Pero es evidente que existe un claro interés económico en ámbitos empresariales, políticos e institucionales. Ellos están interesados en que no busquemos el remedio y la sanación de algo tan natural como nuestra salud en la propia naturaleza.

 




Autor de Plantarte- Periodista y coach en habilidades comunicativas. Formación en Psicología de la Comunicación y PNL. Dime que necesitas y luego averiguamos cómo gritarlo al mundo,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡ESPERA! NO TE VAYAS...
Llevate GRATIS esta GUÍA para desarrollar tus habilidades comunicativas...

!Las claves para potenciar tu capacidad expresiva!
Un manual con reflexiones y  consejos para alcanzar tus metas

Unete a Plantarte y empieza a disfrutar esta guía hoy
SI, LA QUIERO
habilidades comunicativas