Propósitos para 2018: como ser tu mejor versión

Propositos para 2018

Cuando acaba un año y empieza otro, como es el caso, parece que analizamos cómo nos ha ido durante eso últimos 365 días. Y parece, también que proyectamos nuestros propósitos para 2018.

Da igual, al final es necesario un momento para parar, desacelerar y analizar cómo va nuestra vida. Qué hemos conseguido y alcanzado durante este año 2017. Y qué queremos alcanzar durante el próximo… Es un momento de introspección. De mirar dentro de nosotros y reconocer que nos hace falta para seguir evolucionando, para no quedarnos estancados. Es tiempo de marcarnos objetivos. Pero sobre todo de analizar como queremos lograr los propósitos para 2018.

Un análisis del año

A nivel personal puedo decir que estoy satisfechoHe viajado, he salido de mi espacio de confort. Me he enfrentado a temores. He dejado un trabajo que ya no me aportaba nada más que dinero… Con lo poco que eso significa. Y he asumido nuevos retos. Le he dado un nuevo aire a esta comunidad. He incluido servicios de crecimiento y desarrollo personal.

Propositos para 2018También he empezado a arriesgar y ofrecer nuevos servicios de comunicación y copywriting. Algo que me apasiona. Creo que la comunicación es el motor del mundo. El motor de la sociedad y el motor de nosotros mismos. La comunicación hacia fuera: expresar nuestras inquietudes, nuestros deseos y frustraciones. No es bueno guardar ni reprimir. Eso lo he aprendido con mi formación en PNL. La programación neurolingüística es una herramienta muy positiva y útil. Para conocer la realidad de los demás. Y la mía propia. Me ha permitido ser más tolerante, más practico y a estresarme menos.

Pero también la comunicación interna. Contigo mismo. Hablar con nosotros es una práctica muy saludable. Ser sinceros. Contarnos qué nos preocupa. Qué anhelamos. Y decirnos cómo lo vamos a conseguir. Mentirse a uno mismo, ocultarse cosas, es absurdo. No caer en el auto engaño. ¿De verdad quieres sabotear tu vida, tu bienestar y tu éxito?

Despojarse de cosas es andar más ligero hacia tus metas

En mi vida diaria, durante este año, he aprendido muchas cosas. De los demás, del mundo y de mi mismo. Y en ese aprendizaje he cargado nuevas experiencias. Como dije antes, he sumado conocimientos, formación y práctica en PNL. Ahora escucho más. No diré que hablo menos, porque me encanta hacerlo. Pero mido más mis palabras. Soy más consciente que aquello que digo debe ser constructivo. Trato de ser más coherente. No lo consigo siempre. Pero lo intento y lo consigo más que hace un par de años. Y avanzar es edificar. Es construir mi mejor versión. Para mi y para los demás.

Comprender la realidad de los demás nos aporta empatia, asertividad y respeto. Con ello se consigue calma y equilibrio. Y bienestar personal.

Durante nuestro viaje por Asia, casi cinco meses, aprendes a relativizar, a simplificar y a comprender que es lo que de verdad importa. Luego vuelves a tu hogar, a tu casa, a tu entorno. Tu espacio de confort. Y tienes que mantenerte consciente de quien eres porque esta sociedad te imprime muchas ambiciones. Muchas de ellas artificiales. Sin sentido. Debes parar. Recordar que has aprendido y respirar.

Despojarte de enfados absurdos, de críticas, de juicios. De necesidades creadas. Respirar y sentir que todo es más fácil de lo que nos contaron.

Propósitos para 2018

Por todo esto, mis propósitos para 2018 son sencillos. Y los quiero para mi y para ti. Me gustaría que los próximos 12 meses, los próximos 365 días, las siguientes 8.760 horas y los 525.600 minutos que tenemos por delante disfrutemos de la vida.

Que los propósitos para 2018 sean ambiciosos. Pero que se basen en el respeto, en la tolerancia y en la comprensión de nuestra realidad. Pero también en la de los demás. Cada persona tiene una historia. Unas experiencias y vivencias que forjan sus creencias e ideales. Os animo a poneros en el lugar de los demás. Así nos irá mejor a todas y todos.

Apartemos la negatividad y sonriamos más: propósitos para 2018

La sociedad nos exige más competitividad, más individualismo. Más rivalidad. Basta con ver las noticias para entender que no se fomenta la armonía y el amor. Sino el odio y la rivalidad. Pero no debemos hacer caso. Existe una élite, no se si gobernantes, financieros, o quien narices genera tan mal rollo. Pero no vana a poder con nosotros. Debemos ser más humanos. Entendernos más. Sonreírnos más. Abrazarnos más.

Debemos perdonar, escuchar, entender y observar sin juzgar. Yo trato de hacerlo. Confieso que no siempre soy capaz. Pero avanzo en esa dirección.

Últimos propósitos para 2018

En esta nueva etapa, que es la misma que ayer, porque nuestro camino no entiende de cambios de año, te pido más consciencia. Más calma y serenidad. Que respires. Que te ubiques en el momento y lo disfrutes.

Que pongamos un poquito más de humor en nuestras vidas. Y que entendamos, como decíamos, que nuestra realidad es solo nuestra. Y no es mejor, ni peor que la de los demás. Simplemente diferente.

Aleja de ti lo que no te hace bien. Si es el trabajo no temas. Sabrás reinventarte. Da igual la edad. Que evitemos aquellas personas o situaciones que nos lastiman. Y si, por alguna circunstancia, no puedes alejar esa situación negativa o tóxica de ti, aprendas a canalizarla, a relativizarla y a no caer en el enfado, la queja, la frustración o el estrés.

De cada cosa que nos pasa, cómo la vivimos depende un 90% de nosotros. Y un 10% es solo la circunstancia externa. Así que, cómo nos hace sentir esa experiencia, es responsabilidad nuestra.

Solo nuestra. Lo que significa que, nada ni nadie puede hacer que 2018 sea tu mejor año.




Autor de Plantarte- Periodista y coach en habilidades comunicativas. Formación en Psicología de la Comunicación y PNL. Dime que necesitas y luego averiguamos cómo gritarlo al mundo,

Comments

  1. Todos los días deberíamos plantearnoslos como si fueran un nuevo año, un nuevo comienzo, una nueva oportunidad para marcarnos objetivos específicos en nuestras vidas. Con esa ilusión y optimismo que caracteriza el inicio de algo nuevo. En busca de nuestras metas y objetivos específicos en la vida. Porque la felicidad está en la sala de espera de la felicidad, pero mientras esperamos hemos de luchar por nuestros sueños con la energía del niño pequeño que todos llevamos dentro.

    Un placer seguir leyendo tus palabras, sigue por este buen camino que has escogido con la misma ilusión o más si cabe.
    Enhorabuena y que tengas un muy feliz año nuevo. Un abrazo de esos que llegan al alma.

    • Jose Vicente Esteve Lopez : enero 2, 2018 at 3:53 pm

      Los días felices de nuestra vida, coincido contigo Gema, no debería venir impuestos por la sociedad. Es como meter un perfume en un frasco pequeño. Cada día es una razón para sonreír. Entiendo que cuesta más a aquellas personas con serios problemas o más desfavorecidas. Pero siempre hay una razón para levantarse de la cama. Aunque sea la esperanza de que pase la tormenta o que el sol brille más fuerte. Un saludo!

      • Totalmente de acuerdo Jose.
        Como indican los pilares de la psicología positiva, de la que soy nueva practicante. Creo que haríamos bien en practicar el habito de CULTIVAR la gratitud por la vida misma, por un amanecer, por disfrutar de la SONRISA de nuestros seres queridos, o incluso de un desconocido que responde a la tuya y nos alegra el día … Por infinidad de pequeñas cosas que hacen que el día a día merezca la pena vivirlo plenamente y con la ilusión de que sea el mejor día de nuestras vida.
        Y nunca debemos perder la ESPERANZA ya que todo llega y lo bueno se hace esperar pero vale mucho la pena.
        Felices nuevos días a ti y a todos tus lectores!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡ESPERA! NO TE VAYAS...
Llevate GRATIS esta GUÍA para desarrollar tus habilidades comunicativas...

!Las claves para potenciar tu capacidad expresiva!
Un manual con reflexiones y  consejos para alcanzar tus metas

Unete a Plantarte y empieza a disfrutar esta guía hoy
SI, LA QUIERO
habilidades comunicativas