¿Hay algo que no te gusta en tu vida (o en el mundo)? Inicia tu propia revolución personal

revolución personal

Emprender una revolución personal es un concepto que quizá hayas escuchado últimamente. En una época de pérdida de valores, muchas personas se sienten desubicadas y sienten una necesidad de realizar un cambio personal a todos los niveles. Ese vacío existencial se tiene que llenar con profundos cambios de creencias y hábitos que nos lleven a dar un sentido a nuestra vida. Es entonces cuando decidimos llevar a cabo nuestra propia revolución personal.

Todas y todos conocemos una persona que ha sufrido una gran transformación personal en su vida. Puede deberse a una cuestión económica, causas afectivas o emocionales, perdidas, o cuestiones de salud. Es entonces, cuando nuestra vida sufre una gran sacudida, que decidimos iniciar una transformación vital. Tomamos el camino hacia nuestra revolución personal, como nos explica https://revolucionpersonal.com/

Si miramos hacia atrás, si vemos la historia de la humanidad, ha habido, de forma cíclica grandes procesos históricos llamados revoluciones. No hace falta que ponga ejemplos porque todas y todos tenemos en la cabeza esas revoluciones. En ellas, la sociedad siente y necesita una transformación que viene marcada por un agotamiento social, económico o político.

La revolución personal supone un cambio de valores, creencias y hábitos

revolución personalPues lo mismo sucede con las personas. El término “Revolución” proviene del latín y significa “volver a girar”. Es como si la fuerza centrifuga que nos impulso en nuestra vida a tomar un camino, y girar hacia él, se detuviese e iniciásemos un nuevo giro. Con otro camino, con otro destino.

Y cada revolución personal es, o debe ser, distinta , tal como define https://revolucionpersonal.com. Porque los caminos de cada persona lo son. Tu revolución personal puede ser una crisis de valores de carácter ecológico, económicos o sociales. Puede que algo dentro de ti te haga entender que cada ser vivo es digno de respeto y derechos fundamentales y te hagas vegano, como dice Enrique Bunbury: “la mayor revolución personal que puede hacer una persona”.

Cómo revolucionar tu vida

O tal vez descreas del sistema económico y político y adoptes hábitos de vida menos sometidos a estos condicionantes. En ese caso seguimos un proceso natural o un orden lógico para iniciar y consolidar esa revolución personal:

  1. Debemos sentir un desorden o falta de coherencia en un determinado ámbito de nuestra vida
  2. Tenemos que sentir que realmente queremos cambiar esa faceta o aspecto de nuestra vida. Aunque sea un elemento externo a nosotros. Por ejemplo, no es lo mismo querer cambiar nuestra alimentación que luchar contra los vertidos tóxicos. La primera opción está en nuestra mano. La segunda no.
  3. Definir cómo y hacia dónde queremos encaminar nuestros pensamientos, creencias, valores y, finalmente actos para que esa revolución personal o cambio de acciones y hábitos se consoliden en nuestra vida
  4. Iniciar un cambio de pensamientos y creencias. Esto implica una profunda transformación de valores sin la cual será imposible cambiar esas acciones que queremos implantar en nuestra vida.
  5. Iniciar esa revolución personal, nacida en nuevos pensamientos y creencias, hacia nuevos actos, acciones y hábitos.
  6. Ser consciente que esa gran transformación debe basarse en pequeños pasos, en ligeros cambios hasta que se asientan en nuestra vida, de una forma progresiva y asumible
  7. Disfrutar y valorar esos cambios personales. Cuando la transformación se ha consolidado podemos sentir que nuestra revolución personal ha triunfado

Características individuales para una revolución personal

No todas las personas están dispuestas a adoptar una revolución personal, como se describe en https://revolucionpersonal.com. Para ello, hace falta salir de nuestra zona de confort. Ese espacio que reconocemos como propio. Esa rutina que, aunque no nos haga feliz o nos parezca una mierda, nos permite sobrevivir… porque sabemos a lo que nos exponemos. Y no nos gusta la incertidumbre.

Nos da miedo lo desconocido. Nos sometemos demasiado a nuestro instinto de supervivencia. Ese que dice que, si conocemos la situación, estamos a salvo. Pero a salvo… ¿de que?, ¿de nuestro trabajo?, ¿de una relación tóxica? ¿de nuestro jefe?, ¿de nuestra rutina?, ¿de nuestro banco?, ¿o tal vez de nuestro gobierno?

Por eso, para emprender nuestra revolución personal propia, debemos reunir una serie de características personales. O, al menos, trabajar sobre ellas:

  • Optimismo.
  • Valentía: no temer la incertidumbre. Actuar, aunque sea con miedo.
  • Positividad.
  • Flexibilidad: adaptación al cambio.
  • Curiosidad: necesidad de conocer nuevas experiencias
  • Inconformismo: lo que nos nos gusta, no nos vale en nuestra vida
  • Tolerancia: aceptación de todo aquello que nos es ajeno o desconocido.

Beneficios de emprender una transformación personal

revolución personalCuando iniciamos una transformación tan profunda como la que implica una revolución personal, entonces atravesamos varias etapas duras y complejas que debemos aceptar como parte de esa gran transformación personal.

La decepción, frustración o motivación que nos impulsan a iniciar este camino de cambio personal debe ser suficiente motivación para optar por esa acción de cambio. Pero, si no te lo parece, aquí van otros beneficios que te reportará emprender esa revolución personal que tanto ansias….

  • Una revolución personal aporta mayor auto-conocimiento. Debes descubrir muchas cosas de ti para iniciar esa transformación personal. Es necesario mirar hacia dentro para entender aquellos aspectos que necesitas desterrar de tu vida. Y cómo trabajar para adaptarte a tus nuevas necesidades, pensamientos y creencias. En ese camino saldrás con más fortaleza y seguridad en ti mismo.
  • Este camino aporta confianza y seguridad. Cuando eres capaz de romper con viejos paradigmas que te definían, comprendes que tu eres más que un conjunto de etiquetas. Que realmente puedes adaptarte y transformarte hacia aquello que te aporta bienestar y felicidad. Y cuando lo consigues, la seguridad y confianza en ti misma, se fortalece
  • Descubrimientos. La humanidad no ha llegado donde ha llegado con una actitud pasiva o conformista. La curiosidad y las ganas de descubrir y conocer nos impulsan a superarnos. De esta manera, si permaneces siempre en la misma casa, el mismo barrio o el mismo trabajo, tu vida puede ser muy feliz pero poco variada. Entendemos que la suma de experiencias, cuantas más mejor, nos hacen evolucionar.
  • Nos aporta perspectiva. Cuando avanzamos en ese camino hacia la revolución personal nos hacemos más tolerantes y flexibles. Entendemos dónde estamos y de dónde hemos venido. Y comprendemos que cada persona tiene su propio camino. Esto nos permite ser más asertivos y tolerantes con otras personas, independientemente de sus ideas, valores o creencias. Ninguno es mejor que el otro. Simplemente son distintos y se forjan en las experiencias que cada persona vive.
  • Bienestar y salud. Cuando logramos romper con una situación previa y consolidar nuestra propia revolución personal, nos sentimos orgullosos y satisfechas de haber dejado atrás una situación que nos incomodaba o no llenaba nuestras ansias de vivir. Haber superado esa etapa y encaminarnos a nuevos retos y experiencias nos hace crecer y sentirnos mejor cono nosotras y nosotros mismos. Ese bienestar emocional influye también en nuestro bienestar físico.

Con todo los dicho, te animo a que, si te encuentras en un punto de incertidumbre o bloqueo, te plantees si, realmente, hay algo en tu vida qué te gustaría cambiar. Y, en ese caso, imagines o proyectes que te gustaría cambiar. Es decir, con qué propósito emprenderías tu revolución o transformación personal. Y lo visualices para que tengas claro cuáles van a ser los objetivos y fases que deberás atravesar para alcanzar esa revolución personal.

Cuando hayas definido todo esto, solo entonces, podrás iniciar este fascinante proceso.

Y si, en tu revolución personal, te surgen dudas… puedes compartirlas con nosotros aquí abajo.

Mucho ánimo!!!




Autor de Plantarte- Periodista y coach en habilidades comunicativas. Formación en Psicología de la Comunicación y PNL. La comunicación define quien eres y lo que puedes lograr.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡ESPERA! NO TE VAYAS...
Llevate GRATIS esta GUÍA para desarrollar tus habilidades comunicativas...

!Las claves para potenciar tu capacidad expresiva!
Un manual con reflexiones y  consejos para alcanzar tus metas

Unete a Plantarte y empieza a disfrutar esta guía hoy
SI, LA QUIERO
habilidades comunicativas