Siete sanas razones para incluir la quinoa en tu dieta desde hoy

Siete sanas razones para incluir la quinoa en tu dieta desde hoy

Dentro de la cantidad de alimentos que paulatinamente están llegando a nuestras mesas durante los últimos años y de los cuales se están descubriendo como fuentes nutricionales de primer orden y de gran repercusión para una buena alud debemos detenernos hoy para daros a conocer los increíbles beneficios de la quinoa. Sin embargo, y pese a ser un alimento relativamente conocido en la cocina occidental, la quinoa es un antiguo alimento originario de Sudamérica desde hace más de 5000 años, y que ha perdurado hasta nuestros días pero que ha servido de base alimenticia a múltiples culturas como los Incas.

Tras la colonización de América, los colonos del nuevo Mundo regresaron a Europa con diversos alimentos como el maíz o la patata pero quizá no consideraron tan importante la quinoa, en parte porque no sabían realmente sus propiedades nutricionales pese a ser un alimento muy apreciado por los nativos de las zonas andinas. O tal vez, aquellos expedicionarios pensaron que como la quinoa no pertenecía a la familia de los cereales no debía ser muy valiosa. Sin embargo, hoy en día conocemos más acerca de este maravillosos alimento y durante los últimos años hemos llegado a extender su cultivo aunque su mayor producción se localiza en Perú. Ecuador, Bolivia, Chile, o Argentina, además de en Estados Unidos. Sin duda, una suerte que los nuevos tiempos de globalización no solo aporten comida basura y transgénicos sino también alimentos con múltiples beneficios para la salud como la quinoa.

quinoa4La quinoa es una semilla, aunque algunos la catalogan como un pseudocereal. En cualquier caso, la quinoa, como pseudocereal está a medio camino entre algunas plantas que producen nutritivas semillas pero cuyo uso es similar al de los tradicionales cereales. Desde un punto de vista científico no se puede considerar a la quinoa un cereal puesto que los cereales pertenecen a la familia de las gramíneas. Por su parte, la quínoa se engloba en la familia de las quenopodiáceas, al que también pertenecen las acelgas, las espinacas o las remolachas. Sin embargo, de esta planta lo que más se aprovecha (y se conoce) son las semillas. Aunque sus hojas también pueden ser consumidas.

La quinoa ha suscitado numerosos elogios por parte de la comunidad científica. De hecho, la Universidad de Harvard afirma que “las personas que consumen alrededor de 35 gramos de quinoa por cada 1000 calorías diarias podrían reducir hasta un 17 % su riesgo de muerte prematura”. Esto equivaldría a un bol diario de quinoa. El estudio de esta prestigiosa universidad asocia a la quinoa propiedades nutricionales que pueden reducir el riesgo de sufrir cáncer, enfermedades cardiovasculares o respiratorias, o incluso diabetes. Básicamente, los beneficios de la quinoa se basan en su aporte en fibras, minerales y antioxidantes. Este aporte nutricional tiene consecuencias directas para nuestra salud como mantener estable nuestra presión arterial, controlar la densidad mineral osea, o reducir el riesgo de desarrollar diabetes. Además, la quinoa permite “crear” bacterias beneficiosas para nuestro intestino y también tiene propiedades antiinflamatorias y antitumorales.

quinoa3Por su parte, responsables de la Universidad Brigham Young afirman que “la quinoa es un alimento maravilloso que contiene el doble de proteínas que la mayoría de los cereales conocidos, más minerales y vitaminas del grupo B, pero también menos carbohidratos. Además, la quinoa ofrece un gran aporte de grasas saludables y su proteína es muy completa. Además, contiene todos los aminoácidos necesarios para regenerar nuestros músculos”.

Por si fuese poco, en los tiempos que corren es muy loable encontrar alimentos cuyo cultivo no exija plaguicidas ni fertilizantes, y que consecuentemente no acarreen efectos nocivos para la salud. Y la quinoa es uno de ellos.

Todas estas alabanzas nutricionales hacia la quinoa están además aderezadas por las múltiples quinoa2posibilidades culinarias de este delicioso alimento. Si aun no lo has probado, te sorprenderá lo mucho que te recordará al arroz integral aunque con una textura más delicada y fina. La quinoa es muy sencilla de cocinar y la podemos tomar en guisados, sopas, arroces y risottos, pero también en postres, batidos y ensaladas. Suele ser habitual cocinarla a modo de pasta, hirviéndola durante unos veinte minutos. Puede ser el plato principal o un acompañante.

En definitiva, las propiedades de la quinoa lo convierten en uno de los alimentos más completos y saludables y su aporte en aminoácidos (hasta nueve distintos), proteínas, carbohidratos, fibra y grasas saludables beneficiarán a nuestra salud en diversos aspectos. Veamos los siete grandes beneficios de la quinoa.

  1. Ya hemos matizado que la quinoa no sea un cereal pero pese a no serlo supone un alimento rico en fibra. Por ello podemos usar la quinoa para adelgazar ya que la fibra regula el tránsito intestinal. También es ideal para rebajar nuestro nivel de azúcar y de colesterol.
  2. Por la misma razón, por su aporte en fibra, otra de las propiedades de la quinoa es su capacidad para hacernos sentir saciados, lo que va asociado a pérdida de peso. De hecho es un alimento muy recomendado para nutrirnos sin grandes comilonas y también evita la tentación de picar entre horas.
  3. También nos hemos referido a la importancia de aporte de la quinoa en ácidos grasos saludables, ya sabes Omega-3 y Omega-6. Y ya sabrás que estos ácidos son grandes aliados de una buena salud cardiovascular. El consumo frecuente de quinoa ayuda a prevenir determinadas patologías coronarias. Además, la quinoa contiene ácido linoleico, otro ácido graso polinsaturado (del grupo de los ácidos Omega 6), fundamental para el correcto funcionamiento de las membranas celulares de nuestro organismo. Es también beneficioso para nuestro sistema nervioso.
  4. Muy rica en proteínas, la quinoa duplica el el aporte que pueden ofrecer algunos cereales. Lo que se traduce en un aporte muy elevado de energía para nuestro organismo, además de un excelente regulador alimenticio y un complemento ideal para quienes no ingieren proteína animal, como veganos y vegetarianos.
  5. Su aporte en minerales también es considerable. A saber, contiene hierro, calcio, fósforo y magnesio. Precisamente este último es en uno de los mejores aliados naturales para aliviar las migrañas y reducir la tensión arterial, pues el magnesio favorece la relajación de los vasos sanguíneos cuidando nuestro corazón.
  6. Ideal para celiacos. La quinoa se ha convertido en una solución para celiacos pues sus harinas son bien toleradas en la celiaquia. De hecho, es un alimento muy fácilmente digerible y asimilable. Su digestión es sencilla y no tiene gluten, por lo que es una de las mejores opciones para los celíacos.
  7. La quinoa es un excelente desintoxicante y depurativo. Su ayuda en nuestro transito intestinal la convierte en un perfecto aliado para depurar nuestro organismo y desechar las toxinas que nuestro organismo acumula por una deficiente alimentación o la contaminación.

     

     

     

    Sin duda, la quinoa puede considerarse un completo alimento. Suponemos que sus propiedades para tu salud te habrán resultado de interés. Ahora solo queda recomendarte que la pruebes, que te animes y descubras una alternativa muy similar al arroz integral y cuscús. Además, como ya hemos mencionado, sus posibilidades en la cocina son muy amplias, especialmente en verano.

    quinoa5




Autor de Plantarte- Periodista y coach en habilidades comunicativas. Formación en Psicología de la Comunicación y PNL. Dime que necesitas y luego averiguamos cómo gritarlo al mundo,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡ESPERA! NO TE VAYAS...
Llevate GRATIS esta GUÍA para desarrollar tus habilidades comunicativas...

!Las claves para potenciar tu capacidad expresiva!
Un manual con reflexiones y  consejos para alcanzar tus metas

Unete a Plantarte y empieza a disfrutar esta guía hoy
SI, LA QUIERO
habilidades comunicativas